Maneras de morir

Josep Oliver. No sé si ya les hablé de la flagrante contradicción en la que cae Antena 3 al intentar ser una cadena de ámbito familiar y para todos los públicos, y al mismo tiempo programar espacios de dudoso contenido ético y de pernicioso gusto como Impacto total. Uno que he descubierto recientemente, también en su canal Neox (ese canal que se supone que está dirigido a los hombres, por lo que la programación ha de estar llena de adrenalina: accidentes, tiros y emociones fuertes en general), es 1000 maneras de morir, un programa norteamericano en el que se recrean óbitos inusuales basados en hechos reales. No se trata de acercarse al fenómeno de la muerte desde una perspectiva cercana y natural, como las coplas de Jorge Manrique harían, no, el enfoque se hace desde el morbo y desde algo aún más malévolo: la inferencia que se hace, de forma subrepticia, de que aquellos que murieron de forma tan curiosa se lo merecían: gángsters que mueren degollados en un accidente o ayudantes de laboratorio despechadas que la espichan por una intoxicación, situaciones que ellos mismos provocaron. En fin, una especie de justicia poética muy a la americana. Llámenme bobo, pero yo esto no lo entiendo.

Acerca del autor

Telele

Otras entradas por

Sitio web del autorhttp://ultimahora.es

15

12 2011

La publicación de comentarios está cerrada.