Matrimonio homosexual

Neus Aguiló. Los informativos de Telecinco anunciaron el viernes que la Real Academia Española ha aceptado voces como ‘friqui’, ‘canalillo’, ‘culamen’ o ‘bloguero’ y además ha dado el sí quiero al matrimonio homosexual. Cuando yo estudiaba, oía decir con razón a ciertos profesores que la RAE iba con retraso respecto a los hablantes, pues incluía nuevas palabras en el diccionario cuando ya dejaban de utilizarse. Esos tiempos van quedando atrás, pues la definición de ‘matrimonio’ ya no es para el prestigioso diccionario únicamente la unión entre un hombre y una mujer sino también entre dos personas del mismo sexo. Así, el término ‘coche’ ha evolucionado de vehículo tirado por caballos a vehículo impulsado por motor; la palabra ‘alcalde’ significaba juez cuando se tomó prestada del árabe; o ‘afeitar’, antes de adoptar su significado actual, era sinónimo de adornar o embellecer. La RAE y su lema, ‘limpia, fija y da esplendor’, dejan paso a los nuevos tiempos y demuestran que la lengua no es algo estático sino dinámico y por este motivo las palabras varían, amplían o restringen 0su significado y no pasa nada por ello. Entonces quienes rechazan la palabra ‘matrimonio’ para designar también la unión de dos personas del mismo sexo no comprenden que la lengua es una evolución continua.

Acerca del autor

Telele

Otras entradas por

Sitio web del autorhttp://ultimahora.es

26

06 2012

La publicación de comentarios está cerrada.