Atención, paren rotativas

18

01 2014

Gemma Marchena. Los telediarios no tienen término medio. Resultan machacones con los temas ‘importantes’, por decir algo, pero luego se ceban en las noticias más intrascendentes que no se sabe como han subido de categoría. Si uno repasa la escaleta de un telediario, en el top 5 están la imputación de la Infanta, Gamonal, la consulta de Cataluña, la Ley del Aborto y Bárcenas. Pero estas informaciones sólo suponen un cuarto de hora de informativos. ¿Qué hacemos con el resto del telediario? Rellenarlo. Da igual de que sea, de tonterías supinas o crema pastelera. El caso es que los minutos son eternos. Esta semana la misma presentadora que desgranaba con seriedad las críticas a la Ley del Aborto, luego sonreía coqueta por el video que incendia Internet con el niño andaluz de dos años que baila flamenco. Y no sólo eso, que se atreve a cantar al mismo tiempo. Encima lleva un pijama de Pepa Pig. Así que tenemos un niño andaluz bailarín que se suma a los niños chinos que se quedan atrapados entre dos paredes y movilizan al parque de bomberos de Guangdong. ¿Más pruebas de que la civilización occidental está en decadencia? Una noticia sobre un carrito con un bebé satánico que asusta a los viandantes. Eso antes era digno de Videos de Primera. Cualquier día de estos abre el telediario el caso de un coreano que canta y baila raro. Al tiempo.

Etiquetas:

Acerca del autor

Telele

Otras entradas por

Sitio web del autorhttp://ultimahora.es

La publicación de comentarios está cerrada.