Infancia

Emili Gené. La derecha tiende a la desregulación (que decida el mercado) y la izquierda a la regulación (que decida el Estado). En televisión, esta teórica diferencia se expresa por ejemplo en la aplicación de horarios infantiles o publicitarios. La derecha es más permisiva, por mucho que se llene la boca de moral y buenas costumbres. Como manda el negocio, se sobrepasa el tiempo máximo reservado a los anuncios mientras se mira hacia otro lado y a final de semestre se paga la multa correspondiente. Lo de los horarios infantiles, sistemáticamente incumplidos, es un escándalo que a nadie escandaliza. El año pasado Mediaset (ya saben: Telecinco y ahora Cuatro) fue multada por la CNMC con 1,5 millones de euros por vulnerar el horario infantil. Entre otras libertades, programó varios capítulos de ‘La que se avecina’ o ‘Mujeres, hombres y viceversa’ en horario protegido. Y no pasa nada. Según el Comité de Autorregulación, también Mediaset suma la mayoría de reclamaciones recibidas en 2013, por incluir contenido sexual o violento en la franja infantil. Y no pasa nada.

Acerca del autor

Telele

Otras entradas por

Sitio web del autorhttp://ultimahora.es

04

08 2014

La publicación de comentarios está cerrada.