Se acabó lo bueno

Jennifer Munar. Tenía que llegar el momento en el que Ryan Murphy se pasara de rosca. Al creador de series como Glee o American Horror Story le hemos concedido muchísimas licencias pero con su nueva ficción, Scream Queens, se le ha acabado la suerte. Si alguien recuerda la tercera temporada de American Horror Story, aquella centrada en el último aquelarre de brujas de Nueva Orleans, puede hacerse una idea de la línea que sigue Scream Queens. Esta nueva serie es igual que aquella, solo que peor. Mantiene bien el tono humorístico desfasado (quizá demasiado) pero se queda tremendamente corta en el apartado del terror. Cuando un asesino mata a una media de tres personajes por episodio, y aun así no provoca ni el más mínimo escalofrío, algo va mal. La serie está protagonizada por las chicas de la hermandad Kappa Kappa Tau, que intentan compatibilizar la responsabilidad que supone estar en lo más alto de la popularidad de la universidad con el hecho de que un asesino en serie disfrazado de diablo rojo trate de matarlas. Con Scream Queens Ryan Murphy ha tratado de vendernos el mismo producto que lleva fabricando durante años y alguna vez teníamos que cansarnos.

Acerca del autor

Telele

Otras entradas por

Sitio web del autorhttp://ultimahora.es

01

10 2015

La publicación de comentarios está cerrada.