Tristeza

María de Lluc García. Tristeza. Este es el sentimiento que me transmitió la actuación de Chenoa y David Bisbal cantando Escondidos. No me refiero a la supuesta cobra que le hizo Bisbal, de la cual tengo mis dudas, sino a los hechos que de verdad ocurrieron en esa canción durante el concierto en directo de OT. El reencuentro.
Miradas fijamente a los ojos, besos en la mejilla, sonrisas de enamorada, ojos cerrados después de cada abrazo, dar recuerdos a los exsuegros y terminar con un ‘te quiero mucho’, dan que pensar. Y es que rodar un programa después de tantos años junto a una persona de la cual has estado enamorada y con la que terminaste mal la relación  no debe ser fácil para nadie y aún menos para Chenoa. En realidad, no estaba entre mis planes ver el concierto. Después de tanto tiempo prefería quedarme con el buen sabor de boca que me dejó quince años atrás. Sin embargo, con todo el revuelo que se creó, no pude evitar buscar por internet un vídeo de toda la canción. El resultado de ello fue la tristeza que me dejó Chenoa al ver que sus sentimientos habían vuelto a florecer sólo por su parte, que su llama, de la que sólo quedaban cenizas, se había vuelto a encender después de esa canción…

Acerca del autor

Telele

Otras entradas por

Sitio web del autorhttp://ultimahora.es

03

11 2016

La publicación de comentarios está cerrada.