El trabajo mata

Neus Aguiló. Los informativos de Antena 3 se hicieron eco hace unos días de que va en aumento el número de empleados en China que duerme en la oficina. ¿Por qué? ¿Para trabajar más? Sí. Y para no perder horas de sueño y evitar los largos trayectos de vuelta a casa. Es tanta la competitividad en las empresas tecnológicas del país asiático que gran parte de sus empleados duermen en pequeños habitáculos y nada más despertarse se sientan delante del ordenador dispuestos a empezar una nueva jornada. Un ingeniero informático explicó que varias noches a la semana las pasa en la oficina, aunque ello le suponga renunciar a ver a su mujer y a su hijo de tres años. Este hábito hace que cientos de miles de personas mueran al año en China por exceso de trabajo. Las cifras hablan de mil seiscientos muertos al día. Así, el trabajo mata. Los expertos recomiendan dividir el día en tres: ocho horas para dormir, ocho para trabajar y ocho para dedicar a la vida personal y familiar. Pero si en España ya nos resulta difícil conciliar la vida familiar y la vida laboral, en China se convierte en una utopía, sobre todo para los trabajadores de empresas tecnológicas. Un verdadero sinsentido.

Etiquetas: ,

Acerca del autor

Telele

Otras entradas por

Sitio web del autorhttp://ultimahora.es

11

04 2017

La publicación de comentarios está cerrada.