Por fin acierta

04

01 2018

Amaya Michelena. No soy muy fan de José Mota, a pesar de que lleva más de treinta años animando al personal desde la tele, cosa que tiene mérito. Esta Nochevieja me perdí el programa con el que suele despedir el año, pero lo vi al día siguiente, por casualidad. Y me alegro, pues al fin encontré una película de humor que merecía la pena ver. Porque tenía gracia, es cierto, pero sobre todo porque de una manera sutil –seguro que a más de uno se le escapó– fue capaz de lanzar una crítica feroz a lo que ocurre en este país. Disfrazado de toda clase de personajes de actualidad, del hacha afilada de su ironía no se libró ni el Rey, en otros tiempos sacrosanto. Amparándose en una divertida historia sobre las inversiones de los chinos en España, Mota no dejó títere con cabeza: laCorona y los líderes políticos quedaron bajo su despiadado guión a la altura del barro, demostrando cómo para elEstado cualquier estrategia es válida con tal de captar inversión extranjera. A cualquier precio. Como en los tiempos de Berlanga y su Bienvenido Mister Marshall. Un detalle para aplaudir, y esta vez sin risas: su sátira grotesca sobre el machismo. Chapeau!

Acerca del autor

Telele

Otras entradas por

Sitio web del autorhttps://ultimahora.es

Tu comentario