Tertulias políticas

24

09 2018

Alfons Marti . En la tele la originalidad no es un valor en alza. Más bien lo contrario: cuando se afianza un modelo o un esquema en un canal los demás corren a copiarlo. Pero la cosa va más allá, porque hay modelos como la terulia o salón de habladurías que extiende sus tentáculos como el tele. Las tertulias ya no necesitan restringirse a oponer opiniones sobre un campo determinado, como el fútbol o las fiestas de buena sociedad. Ahora ya no hay tema que no sirva para colocar a unos tertulianos frente a otros para que exhiban su capacidad de defender cualquier tontería frente a la tontería defendida por el oponente. La política no se libra. Así como en programas de celebridades se puede ver a gente enfadarse día tras día, ahora se enfrentan tertulianos por el máster o las reformas de una casa de lujo de un diputado. En realidad, no se enfrentarían por nada excepto por esas cosas. Así que ni se habla de realidades que se imponen a los ciudadanos desde la política, ni se debate de nada que podría crear descontento entre los telespectadores. Como la vida social ya ha colonizado la política, le deporte y el arte, de lo que se debate siempre es de sociedad.

Acerca del autor

Telele

Otras entradas por

Sitio web del autorhttps://ultimahora.es

Tu comentario