Archivos en ‘Jennifer Munar’.

Falta de sensibilidad

29

12 2016

Jennifer Munar. No es este el lugar para hablar sobre lo que supone la terrible pérdida de Carrie Fisher, pero sí quiero señalar un par de cosas: no sólo era uno de los mayores iconos de la cultura pop, sino también un estandarte de feminismo y una escritora brillante, a pesar de que muchos desconocieran esa faceta suya. Por estas y otras muchas razones, su repentino fallecimiento con solo 60 años es una noticia tristísima de la que no se debería intentar sacar provecho. El mismo día que se anunció su pérdida, la cadena Cuatro tenía en su programación la emisión del episodio cuarto de La Guerra de las Galaxias, la película que lo inició todo para los seguidores de la saga y para la propia Carrie Fisher. No conformes con esa casualidad, que ya de por sí iba a proporcionarles más audiencia de la esperada, la cadena optó por promover con descaro el hashtag #HastaSiempreLeia en Twitter. ¿Era realmente necesario? Quizá hoy en día sea pedir demasiado que no ocurran detalles como éste, pero una sigue pensando que hay cosas de las que no habría que lucrarse. Hagamos un esfuerzo por no perder la sensibilidad.

La opción del pueblo

15

12 2016

Jennifer Munar. Ricardo Gómez es la opción del pueblo en esta celebración de los Premios Goya. El joven intérprete ha sido nominado en la categoría de mejor actor revelación por su papel en la película 1898. Los últimos de Filipinas, pero todos le conocemos por el rol de su vida: Carlitos Alcántara. A Ricardo le hemos visto aprender a montar en bicicleta, hacer travesuras, pasar por la mili, dar su primer beso, tener su primera novia y otras muchas primeras veces, siempre interpretando al personaje conductor de la serie Cuéntame. Algo del hecho de conocerle desde que era solo un niño hace que el público simpatice con él desde el principio, colocándole en la posición de hijo, hermano o colega. Si la votación de los Goya estuviera en manos de la audiencia el resultado estaría más que cantado (no por nada la ficción de la familia Alcántara lleva así como un millón de temporadas en emisión), pero tratándose de los académicos nunca se sabe. Ricardo Gómez lo tiene todo a favor: es joven y guapo, tiene carisma, el claro apoyo del público y una de las películas sorpresa de la temporada. ¿Logrará alzar el deseado cabezón?

Una cita en Stars Hollow

09

12 2016

Jennifer Munar. Era de esperar que nadie quisiera dejar pasar la oportunidad de regresar a Stars Hollow nueve años después de que Las Chicas Gilmore emitiera su último episodio. Miss Patty, Kirk, Babette, Sookie, Taylor… Todos han tenido su pequeño y mágico momento en el revival emitido por Netflix. En Stars Hollow poco ha cambiado en la última década, y lo mismo ha ocurrido en la vida de las Gilmore, a excepción de la triste perdida de Richard. En estos episodios, Emily, la chica Gilmore original, cobra un necesario protagonismo en la trama que mejor funciona. Lorelai, por su parte, continúa forcejando con su madre y su relación amorosa, mientras que Rory ha fracasado como periodista (como todos esperábamos). También aparecen los tres hombres de su vida: Dean, el primer novio perfecto; Jess, el rebelde reformado, y Logan, el hijo de papá. Cada uno le ha aportado a Rory lo que necesitaba en diferentes etapas de su vida y ahora regresan para hacerlo de nuevo. Las cuatro estaciones de las chicas Gilmore cuenta con joyas como el último episodio y despropósitos como la trama musical, pero en general resulta una agradable y deseada vuelta al pequeño pueblo de Connecticut en el que todos querríamos vivir.

Etiquetas: , ,

Ya basta de reencuentros

01

12 2016

Jennifer Munar. Natalia Millán será la invitada de la próxima gala de Tu cara me suena, sumándose así al improvisado reencuentro que el programa ha querido organizar para los integrantes de la serie Un paso adelante. Además de ella, en el programa podremos ver a Beatriz Luengo, Pablo Puyol y Esther Arroyo.
Ante una noticia como esta una no puede más que indignarse. ¿Otro reencuentro? ¿Qué pretendemos? Y, sobre todo, ¿acaso creen que va a llegarle siquiera a la suela de los zapatos al de Operación Triunfo, tan reciente en todos nuestros tiernos corazones? Lo único que me atrae de un momento como este es… Nada. La serie siempre me pareció una imitación barata de Fama, y el grupo que salió de ella un despropósito de grandes dimensiones (aunque el Morenita Muchachita tenía su gracia, ¡para qué mentir!). Con la vida empujándonos una y otra vez contra el pasado televisivo sin darnos tregua para que le devolvamos los golpes, no me queda otra que hacer la pregunta del millón: ¿Queda mucho para poder ver a todos los miembros de Friends sentados de nuevo en el Central Perk? Ese sí que sería un reencuentro en condiciones.

¡Una taza de café, por favor!

24

11 2016

Jennifer Munar. He fallado. A pesar de haber empezado el revisionado de Las chicas Gilmore antes de verano, me queda una temporada y mañana se estrenan en Netflix los nuevos episodios. Lo que me queda por delante, por tanto, no es otra cosa que un fin de semana de enfermizo maratón para poder estar lista lo antes posible. Volver a saborear la serie durante estos meses ha sido como reencontrarse con una vieja amiga, probablemente el motivo por el que la ficción ha permanecido en el imaginario colectivo todos estos años. Hay quien dirá, y se equivocará al hacerlo, que Las Chicas Gilmore no es más que una telenovela a la americana. Mi opinión, sin embargo, es diferente. Si uno se pone a analizarla se dará cuenta de que apenas pasan cosas. Más de la mitad de un episodio común son escenas de gente hablando mientras camina por la calle o come. Las Chicas Gilmore resulta cercana porque es, en el mejor sentido de la palabra, monótona. Nuestros días no suelen consistir en salvar el mundo o revolucionar Internet con nuestros inventos, sino en cumplir obligaciones laborales, cenar con amigos y ver una película en casa. Sus vidas son, dejando a un lado todas las licencias que debe tomarse una ficción, las nuestras, y por eso las queremos.
Café, café y más café para disfrutar, una vez más, de nuestras chicas preferidas.

Puro espectáculo

10

11 2016

Jennifer Munar. No sabría decir si el casting está hecho demasiado bien o demasiado mal, lo único seguro es que esta primera edición de Masterchef Celebrity es todo un espectáculo. La mera idea de reunir a semejantes personajes en unas cocinas me parece digna de admirar, y aunque debo reconocer que todavía no he visto ningún programa completo, las pruebas a las que he podido echar un ojo me han maravillado.
Por un lado, tenemos a Fernando Tejero, que al parecer no se lleva demasiado bien con la que en principio iba a ser su mejor amiga, la también actriz de Aquí no hay quien viva Loles León. Por su parte, Loles es lo más pesado que he visto en mucho tiempo: va de marisabidilla (dentro de sus posibilidades, claro) y no para de hablar ni debajo del agua. También están Cayetana Guillén Cuervo y su pelo descontrolado; un Miguel Ángel Muñoz extremadamente simpático (cada vez que le veo tengo que ponerme a cantar aquello de ‘morenita, muchachita’); los siempre cuquis el Cordobés y Virginia; a la perdidísima, aunque divertida, María del Monte y a Fonsi Nieto y Niña Pastori, que han durado tan poco que no tienen nada reseñable. Vean Masterchef Celebrity y échense unas risas. O, pensándolo mejor, no lo vean y sigan con sus vidas.

El ‘Black Mirror’ más desgarrador

28

10 2016

Jennifer Munar. Ha vuelto Black Mirror y todos estamos muy contentos. Con una temporada más extensa que nunca, seis episodios, la serie tiene momentos más brillantes que otros, pero quiero centrarme en un capítulo en concreto: San Junípero.
Todo el mundo conoce la serie como «esa en la que un político tuvo que hacérselo con un cerdo», pero personalmente su magia reside en otro tipo de episodios, en esos que te quedas un poco desgarrador por dentro cuando los créditos salen en pantalla. San Junípero es uno de esos. El cuarto capítulo de esta tercera temporada nos sitúa en una ciudad de fiesta ambientada en los ochenta. Una en la que en las discotecas suenan éxitos disco y dónde las chicas bailan coreografías grupales. Nada de perreos.
A través de la relación de sus dos protagonistas el episodio nos habla del amor, del dolor, de la muerte y de la incertidumbre que ésta nos despierta, y lo hace con una sinceridad que resulta casi amenazante. Una historia sobre la inmortalidad a la que, de un modo u otro, todos aspiramos. San Junípero demuestra muchas cosas pero sobre todo que, cuando Black Mirror es buena, es muy muy buena.

Etiquetas: ,

Gracias por tanto

20

10 2016

Jennifer Munar. El reencuentro de los triunfitos estuvo a la altura de lo esperado y, aunque todavía se guardan algunos ases en la manga, la primera parte del documental es toda una mina de anécdotas. Para empezar, la comidilla de las redes sociales: Bisbal. El almeriense adoptó una actitud de corrección impostada a lo largo de todo el programa, pero su mirada decía claramente: «no sé qué narices hago aquí rodeado de muertos de hambre, con la calidad que yo tengo». Mientras, Chenoa, la Jennifer Aniston española, como bien señaló alguien en Twitter, se convirtió una vez más en la voz del pueblo. Puso caritas cuando Bisbal cantó Adoro junto a Naim, mandó a callar a un Alex Casademunt tan pesado como hace 15 años y protagonizó un instante especialmente tenso cuando su exnovio abrazó a Rosa en un momento emotivo pero la ignoró a ella, que estaba justo al lado. También Nuria Fergó y Manu Tenorio revivieron su especial conexión –ojalá se liaran ahora, cumpliendo los sueños de media España–, descubrimos que Vero es una especie de gogó en Los Ángeles y Geno volvió a enternecernos con su simple existencia. Si todo eso ocurrió solo en un episodio, no puedo estar más impaciente por ver los siguientes. Gracias por tanto Operación Triunfo. Gracias.

Música caducada

06

10 2016

Jennifer Munar. He intentado ver más de dos minutos seguidos de La Voz, lo prometo, pero tengo un problema muy grave: no soporto a ninguno de los coaches. De verdad, todo lo que hacen y dicen parece de cartón piedra y al final entro en un bucle sin fin de poner los ojos en blanco. Quizá es mi culpa, quizá debería dejar de compararlo con la edición norteamericana, a años luz de la nuestra. Voy a hacer un ejercicio muy sencillo para que puedan entenderlo mejor. España: Melendi, Malú, Alejandro Sanz y Manuel Carrasco. Estados Unidos: Adam Levine, Miley Cyrus, Alicia Keys y Blake Shelton. No hay ni punto de comparación a nivel de talento y, la verdad, tampoco a nivel de encanto. Si vuelvo a ver a Alejandro Sanz esperar hasta el último segundo para apretar el botón y hacerse el interesante vendo la televisión. Sin embargo, el mayor problema de La Voz es que ya es un producto caduco. Repetir la fórmula no puede salir bien eternamente, y en el caso de este concurso musical ya está todo demasiado visto. Voy a lanzarme a la piscina y decir lo que el público nostálgico de 2016 necesita: la vuelta de Operación Triunfo.

Más vidas que un gato

29

09 2016

Jennifer Munar. Si bien es cierto que en su segunda temporada perdió bastante fuelle, la renovación de El Ministerio del Tiempo por una tercera tanda de episodios siempre es buena noticia. La patrulla del tiempo regresará a TVE para impedir, una vez más, que cambios en el pasado afecten en el presente. El Ministerio del Tiempo vive permanente en una cuerda floja a la que casi parece haber cogido cariño. Mientras que sus audiencias en televisión son bastante flojas, la ficción causa un gran impacto en redes sociales, algo que no debería ser sobrevalorado pero tampoco subestimado. Es precisamente ese sector de la población, el que tuitea cada noche y pone muchos hashtags, el que ha logrado que la serie tenga más vidas que un gato. Por otro lado, el ingenio de la ficción ya ha cruzado el charco, y sus creadores se encuentran en mitad de una demanda por plagio a la serie americana Timeless, por evidentes ‘similitudes’ con la española. Ahora solo queda esperar que la denuncia les reporte mucho dinero para que puedan permitirse que Rodolfo Sancho y Hugo Silva compartan plano durante más de unos segundos.