Archivos en ‘Urko Urbieta’.

‘Supervivientes’, puro cotilleo

Urko Urbieta. Ni ‘la madre que lo parió’ reconocería al Supervivientes de hoy en día con el que Telecinco estrenó hace ya la friolera de 17 años: de programa de superación a puro cotilleo y polémica barata. Durante varios años fui fiel seguidor de este formato, quizá el mejor reality de la televisión, pero desde que la cadena lo repescó en el año 2000 –tras su aceptable paso por Antena 3, rebautizado como La isla de los famosos–, Supervivientes ha ido degenerando de una manera tal, que mirar la pequeña pantalla me produce sarpullidos. El objetivo del concurso sigue siendo el mismo: un grupo de personas conviven en una isla ‘desierta’ en la que tendrán que sobrevivir a base de buscarse la vida para comer y dormir, lo que llevará a los concursantes a explorar sus límites físicos y mentales. ¡Ay!, pero Telecinco sabe que los rostros famosos venden mucho y se ha dedicado a incluir entre sus robinsones a famosetes de medio pelo, cantamañanas y buenos para nada repescados de otros espacios. Ahora ya no puedo mirar más que con pena cómo Telecinco ha pervertido el formato hasta unos límites lamentables, al tiempo que añoro a ganadores como Xavier Monjonell (2000), la gran Daniela Cardone (2003), Felipe López (2004) o Carmen Russo (2006). Supervivientes ya no es lo que era.

24

04 2017

La sombra de ‘Salvados’ es alargada

Urko Urbieta. Nadie puede negar que Malas Compañías bebe, y mucho, de la estética de Salvados. Y, al igual que el programa de Jordi Évole, visualmente es impecable. El nuevo espacio de la Sexta pone en el punto de mira la corrupción más flagrante –en esta ocasión, diversos casos sucedidos en la Comunitat Valenciana–. Para ello cuenta con testimonios de arrepentimiento de diversos implicados. Aviso para el espectador: si no soporta programas de la casa como el mencionado Salvados, pero tampoco El Objetivo o laSexta Columna, mejor absténganse. Al menos en su primer especial, emitido el domingo pasado, Malas Compañías pretende ser una charla tranquila, sin aspavientos, con personas que vivieron en primera persona la corrupción. Quizá comenzar con el caso de Toño Sobrino, exconcejal en Alicante, no fue el más interesante. Pero quedó compensado por las entrevistas a Esteban Cuesta, un ATS metido a gerente de una empresa pública, así como al fiscal anticorrupción de Valencia, Vicente Torres. Dos entrevistas notables, sin duda. Uno de los ‘peros’ a Malas Compañías es que solo parece apto para fans incondicionales de Cristina Pardo, una de esas periodistas muy en boga en la Sexta, que destacan sobre el ‘contenido’ e, incluso, sobre sus propios invitados. Ustedes deciden.

16

04 2017

Paz Vega, la monja armada

Urko Urbieta. Paz Vega interpretando a una monja, el pseudoactor Jesús Castro encasillado en el mismo papel de ‘pobre chico metido en todo tipo de líos’, y Stany Coppet (sí, el malvado Khaled de El Príncipe) como improbable héroe romántico. ¡Qué puedo decirles más! No creo que haya una serie más tróspida y con más puntos para ser un absoluto desastre que Perdóname, señor. Algunos pueden decir que hablo por hablar. Cierto, no he visto más que el trailer que Telecinco está emitiendo ya. Pero no me digan que la serie huele a tortazo del bueno. Mediaset decidió meter en la Thermomix los ingredientes que hicieron de El Príncipe un éxito y este es el resultado. La miniserie de ocho capítulos sigue a la hermana Lucía (Paz Vega), que vuelve a su pueblo natal, Barbate (Cádiz), para resolver algunos asuntos que quedaron pendientes en el pasado. Se encontrará con una localidad lastrada por el paro, la delincuencia y la droga, que maneja su gran amor de juventud (Stany Coppet). Espero de verdad con ganas visionar el primer episodio de la producción y explayarme largo y tendido sobre esta monja de armas tomar.

10

04 2017

De ‘Allí abajo’ a ‘Allí arriba’

Urko Urbieta. Más norte, más risas y nuevos personajes. Esto es lo que prometieron los responsables de Allí abajo y, en los dos episodios que se han emitido de la tercera temporada, lo están cumpliendo a rajatabla. Si me han leído otras veces, siempre digo lo mismo: la comedia de Antena 3 es mi lugar feliz. Me encanta su humor y tengo cariño a todos y cada uno de sus personajes. Pero esta tanda de capítulos tiene muchos peligros. La marcha de personajes de peso, como don Benjumea –aunque su despedida es una puerta abierta para su más que probable regreso–, o de menos calado, como el doctor Rober Almenar o Elena, siempre tiene que dar paso a personajes igual de atractivos. Y, sin duda, la incorporación de la incombustible Elena Irureta como Rosa Mari, la madre de Peio y ertzaintza con muy mala leche, está siendo un acierto. Aunque no puedo decir lo mismo de Gotzone, la némesis de Iñaki en la escuela de cocina. Todavía no le he cogido el punto. Además, siempre está esa duda de qué puedo contarnos más Allí abajo: Iñaki y Carmen se han odiado, se han enamorado y se han casado. ¿Ahora qué? Por el momento sigo queriendo descubrirlo.

Etiquetas: , ,

03

04 2017

Con el culo torcido

Urko Urbieta. Diez episodios lleva ya emitidos Sé quién eres y todavía no me cabe en la cabeza que Telecinco la retuviera en la recámara durante año y medio. ¿Por qué? No lo entiendo. La serie creada por Pau Freixas (Pulseras rojas) plantea todo el rato un juego del que podría salir escaldada: vivir de giros de guión y quemar tramas es sumamente peligroso en el mundo de la ficción seriada. Pero, aún así, su equipo de guionistas no ha descarrilado ni una sola vez. Esto, unido a un reparto potentísimo, y a una dirección cuidada, hacen de Sé quién eres una de las mejores ficciones españolas de los últimos años. Voy a ser un poco grosero. Pero el último episodio me dejó con el ‘culo torcido. Imagínense las taquicardias si, como se había diseñado en un primer momento, la serie hubiera constado de dos temporada de diez episodios. Nos habría dejado en stand by hasta la nueva tanda de capítulos. ¡Con ese finalazo del lunes!
Mañana comienza la recta final de la serie. Ocho capítulos que prometen más adrenalina que nunca. ¿Alicia sobrevivirá al intento de asesinato? ¿Quién la acuchilló? ¿Qué va a suceder ahora con Ana? Tantas incógnitas, tantas ganas de más…

26

03 2017

En ocasiones veo famosos

Urko Urbieta. Soy el único que cree que hay una psicosis famosil verdaderamente preocupante en la pequeña pantalla? ¿No es el momento de decir ‘¡basta!’ a la sarta de programas con gente famosa que pretenden vendernos lo majos y campechanos que son? Parece recochineo, pero mi sensación es que nos están diciendo: «Mira cuánto dinero poseo, qué guapo soy y qué tipo tengo… ¿Eh?, pero soy un tipo/a entrañable y majete».  Primero tuvimos famosetes pasándolas canutas en islas perdidas –por cierto, la nueva edición de Supervivientes VIP está a la vuelta de la esquina–, así como encerrados en la casa de GH, granjas y demás cocinas ‘del infierno’. Después intentaron demostrar que puedan cocinar como el mismísimo Arzak, bailar mejor que Fred Astaire y Ginger Rogers, e incluso saltar de trampolines como un olímpico más.
Ahora, es el turno de conocerlos ‘en profundidad’. Los lunes, en El gran reto musical, se lo pasan pipa demostrando su nulo oído musical; los sábados es el turno de que sus hijos los descubran al gran público en Jugando con las estrellas; y los domingos, en La 2, toca que un rostro conocido le muestre a otro los secretos del running, en Nacidos para correr. Señores lectores, es el momento de acudir al Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo. ¿Quién me secunda?

20

03 2017

Ladrones de guante blanco

Urko Urbieta. El estreno de la segunda temporada de The Catch –el viernes en Movistar + – dejó claro que la última serie con el sello de la productora Shonda Rhimes (Scandal, Anatomía de Grey, Cómo defender a un asesino) sigue las pautas de la primera tanda de episodios: robos de alto nivel, gente guapa y forrada, modelazos, cliffhangers de manual al final de casi cada capítulo y la consabida tensión sexual no resuelta entre sus protagonistas para animar el cotarro. Si uno acepta el juego propuesto, está ante una serie muy disfrutable. La segunda temporada transcurre un año después del final de la primera. Benjamin (Peter Krause) cumple condena en prisión, tras asumir todos los cargos contra Alice (Mireille Enos). Pero el FBI entra en escena para ofrecerle su libertad, a cambio de que trabaje para ellos como infiltrado entre criminales con su perfil. Nada nuevo bajo el sol. Los guionistas podrían haberse inventando una trama menos manida que esta. Aseguran sus creadores que esta nueva tanda de episodios apostará en firme por la relación amorosa de los protagonistas. Veremos qué tal. La serie no es ninguna maravilla, pero se deja ver. Y eso es mucho decir últimamente.

13

03 2017

‘iFamily’ huele a naftalina

Urko Urbieta. Un empresario corrupto en coma simulado, un hermano golfo, cuatro hijos de diferentes edades, un abogado sin escrúpulos, una chica para todo que trabaja en casa, una asistenta social de armas tomar y un amigo de dudosa moralidad que interpreta Antonio Resines haciendo lo que sabe hacer… de Antonio Resines. Estos son los protagonistas de iFamily, la nueva ‘comedia familiar’ de La 1, que pinchó el martes en su estreno con menos de dos dígitos y, de paso, quedó sentenciada en redes sociales. La historia sigue a Luis (Antonio Garrido), que se inventa un coma para no cumplir 12 años de prisión, y al bala perdida de su hermano, Kike (Raúl Fernández), que se tendrá que encargar a la fuerza de sus cuatro sobrinos para huir de unos rusos a los que debe dinero. Semejante ‘prodigio’ de idea corre a cargo de Juan Alexander, uno de los responsables de Ana y los 7. Sobran las palabras. Si suman el ‘maldito’ espíritu de Los Serrano, Ana y los 7, Truhanes y Aquí paz y después gloria da como resultado iFamily. Esta ficción no solo es mala, sino que huele a naftalina y está dirigida, escrita e interpretada con una desgana vergonzosa. ¿Les digo algo peor? Llega a hacer aceptable Reinas, ese engendro histórico perpetrado por José Luis Moreno. Huyan. El que avisa no es traidor.

Etiquetas: , ,

09

03 2017

Naftalina, música y furor

Urko Urbieta. Recuerdan Furor, aquel famoso concurso musical que presentaba Alonso Caparrós en Antena 3 a finales de los 90? Ahora quiten aquellos ‘minipuntos’, el famoso ‘popurrí, popurrí’ y pongan al frente del espacio a una Eva González empeñada en demostrar que es muy simpática y cercana y ya tienen los ingredientes de El gran reto musical. No voy a decir que el programa es malo. Si es que no lo es. Es tan blanco y tan pasado de moda que me hace hasta gracia que las ’mentes preclaras’ de la Pública hayan dado el visto bueno a semejante espacio en los tiempos que corren. Cada imagen que he visto desprende un olor a naftalina que tira para atrás. Y solo demuestra una cosa: que TVE está muy perdida y no sabe qué hacer para atraer a nuevos espectadores. Aviso para navegantes: con programas así la audiencia seguirá huyendo en masa, salvo los fieles de siempre. Y a esos, y es ley de vida, les quedan dos telediarios. Ahora solo queda esperar que los nuevos programas ‘de entretenimiento’ de la cadena no sean igual que el que hoy nos ocupa. Pero podría ser peor, podrían pedirle a José Luis Moreno otro Noche de fiesta…

06

03 2017

Las cosas del directo…

Urko Urbieta. Ayer no se hablaba de otra cosa, ni en los bares, ni a la hora de la comida, ni, por supuesto, en redes sociales. La pifia histórica de los Oscar nos dejó a la ganadora más efímera de la historia, la pobre La la land, y al equipo de la auténtica vencedora, Moonlight, que no podía creerse que el premio gordo era suyo. ¿Los Oscar han dejado de ser uno de los mayores espectáculos televisivos del año con este error? Sería pasarse. Además, el equívoco debe haber logrado un interés aún mayor por esta edición de los premios de la Academia de Hollywood. Tampoco debemos huir de la comparación de los Oscar con nuestros humildes Goya. No tenemos el presupuesto suficiente ni la ubicación adecuada para lograr algo así. Pero al menos sí nos adelantamos a los Oscar en esto de las pifias: en la edición de 2013, la pobre Adriana Ugarte concedió el Goya a la Mejor Canción Original a Los niños salvajes, en lugar de a la verdadera ganadora, Blancanieves. El bochorno todavía le dura. Olvidemos el error de los tarjetones y ese In memoriam en el que insertaron la imagen de la muy viva productora Jan Chapman, en lugar de la fallecida diseñadora de vestuario Janet Patterson. Las cosas del directo y tal… Mejor nos quedamos con el excelente número apertura a cargo de Justin Timberlake y el monólogo inicial de Jimmy Kimmel, presentador de la gala. ¡Aprende Dani Rovira!

Etiquetas: , ,

28

02 2017